Jueves ordinario: tweets sobre la reforma hacendaria

 

El país se encuentra en una situación inmejorable para realizar los cambios que requiere.

En cuanto a la economía y particularmente en términos macro económicos gozamos de una estabilidad que se ha extendido ya a cuatro sexenios; los pendientes son claros: crecer más y mejorar la distribución de la riqueza. El crecimiento debe ir en línea con las capacidades y el potencial que tiene México; el bono demográfico es una ventana de tiempo que disfrutaremos en los siguientes 30 años, siempre que sepamos aprovecharlo; la creación de empresas y el crecimiento de las existentes será el pan de todos los días en el futuro próximo.  La distribución de la riqueza, por su parte, aunque es un tema del estado  también estará al alcance de más mexicanos conforme haya más oportunidades de emprender y por tanto de transformar la mentalidad de empleados a empresarios.

En cuanto a la política existen factores positivos, como la alternancia en el poder y una democracia naciente que cuando menos ha sabido mantener la estabilidad. Los pendientes acá son mucho mayores y habría que ordenarlos más por lo que tenemos que hacer los ciudadanos y menos por lo que podemos esperar de los políticos (que no es mucho). Así, nuestra obligación -además de participar en jornadas electorales- podría dividirse en dos grandes apartados: 1) Rendición de cuentas y transparencia y 2) Reformas estructurales que pongan al país en una situación cuando menos equitativa para competir con las demás sociedades. Por su parte el gobierno debe cumplir con su mandato principal: preservar el orden, reduciendo dramáticamente la inseguridad. Ahí es donde debería meter la mayoría de sus apuestas; ahí es donde debería estar el Pacto por México.  Lo demás, debe sumar al orden, pero no ser lo medular.

En fin, tenemos mucho que hacer y cosas por mejorar y transformar; pero es muy probable que la situación en la que estamos es una de las mejores en varias décadas.

Uno de los factores que permitirá la generación de riqueza y por tanto la demanda de empleos es la relacionada con la reforma hacendaria. Hace un par de días el gobierno federal, a través del Secretario de Hacienda Luis Videgaray, inició con el debate y la postura oficial sobre el tema. Desde mi punto de vista empezó con una visión equivocada, al confundir los síntomas con las causas de la enfermedad, así como mezclando el bienestar esperado y la medicina que se pretende aplicar. El día de ayer publiqué una serie de tweets que quiero compartir en este espacio, a propósito de este tema. La idea de hacerlo así es presentar ideas de 140 caracteres que -aparentemente están sueltas- pero que forman parte de un diálogo en el que deberíamos participar muchos.

El orden es cronológico: el primero de los 19 tweets lo publiqué a las 10:24 pm y el último  a las 11:13 pm. Ojala sumen en el diálogo que requerimos.

El discurso de la #ReformaHacendaria está empezando por el final: beneficios de la formalidad en lugar de causas de la informalidad.

La #Informalidad tiene varias dimensiones: Empresarial evade ISR; Laboral evade cuotas obrero-patronales y Gubernamental no rinde cuentas.

Los ciudadanos debemos subirnos al debate de la #ReformaHacendaria – de ninguna manera podemos dejarla en las manos de los políticos.

50% de los empleados no paga cuotas, 80% de las empresas no paga ISR y 100% de los municipios no rinde cuentas, ¿qué es informalidad?

No podemos tolerar que el discurso tecnócrata de los políticos de la #SHCP sea vago y teórico, requerimos propuestas concretas.

Una razón por la que algunas empresas no pagan cuotas obrero-patronales es por la carga administrativa, no por el costo en sí de la cuota.

Si bien muchas empresas no pagan ISR o la totalidad de él, sí pagan otros impuestos como IVA, IDE y IETU (cuando aplicó).

¡Qué diferente sería si el discurso sobre la #ReformaHacendaria hablara de simplificación y sencillez administrativa y rendición de cuentas!

En algunos países los ciudadanos denuncian a los evasores de impuestos. ¿Tienen más consciencia o los beneficios públicos son tangibles?

Hay más, muchas más empresas bancarizadas que con cédula fiscal. El gobierno tiene que aprenderle mucho a la banca. ¡Imaginen eso!

Increíble que los políticos hacendarios no se den cuenta que los empresarios pequeños son sus mejores aliados: ignoran sus necesidades

Las #PyMEs no necesitan créditos bancarios baratos, sino facilidad en el pago de sus impuestos y cuotas, así como incentivos a pagarlos.

Los incentivos fiscales funcionales no están integrados por amenazas, descuentos ni quitas; sino los que ofrecen beneficios públicos reales.

¿Qué tal que el estado garantizara el orden público e infraestructura adecuada para hacer negocios? Los impuestos serían una consecuencia.

¿Por qué empezar al revés? “Primero me pagas, aunque yo no cumpla con las responsabilidades básicas de un estado y después yo cumplo”

Son las #PyMEs las que generan el empleo en el país. ¿Qué ofrece el estado para que sigan generando riqueza? ¿Formalizarlas? ¿De qué hablan?

La #ReformaHacendaria debe incluir la opinión representativa de los empresarios mexicanos y el diseño debe ir de la realidad a la teoría.

Finalicemos por hoy con lo de la #ReformaHacendaria – solo decir que nuestros gobernantes requieren de nuestra guía para encontrar el camino.

6 pensamientos en “Jueves ordinario: tweets sobre la reforma hacendaria”

  1. Hola Rafa,

    Esto no es un tema de sólo México. Colombia entre otros países padece los mismos síntomas y es una lástima que no estemos en capacidad de aprovechar toda esta coyuntura internacional. Un abrazo, Christian

    1. Coincido Rubén. Lo que parece fácil no lo es tanto si se diseña desde el escritorio y sin conocimiento de causa. Necesitamos -como sociedad- un entrenamiento en procesos y en garantizar una experiencia satisfactoria de clientes y/o contribuyentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *